Un horizonte más cercano

AlbumAyer escuché el último album de U2, No Line on the Horizon.

No acudí al eMule, ni me lo descargué mediante BitTorrent. No asalté a ningún distribuidor para obtener una copia, ni me lo enviaron de contrabando. No secuestré a la banda. Sólo me faltó ayudar a un ancianita para cruzar la calle.

Lo que hice fue activar Spotify y conectarme a RTVE.es, donde tenían un especial con acceso a todos los temas del album, además del clip de su single y unos cuantos vídeos históricos cortesía de la casa. Todo oficial y legal. Hagamos cuentas:

  • Entré en la página de Radio Televisión Española, generé una visita.
  • Escuché varios minutos de publicidad en Spotify y pude ver algún que otro anuncio.
  • Comenté en Twitter la buena idea que suponen iniciativas como esta.

En resumen: generé tres veces más beneficio que descargándolo de una red P2P.  Más fácil, más rápido. Nadie me obligó, todo lo hice yo solito sin el aliento de las gestoras en mi nuca. Señores de la industria discográfica, ¿no prefieren reacciones como esta?

Tal vez no se encuentre lejano el día en que podamos enterrar el hacha de guerra. El día en que la industria comprenda que las redes no son el enemigo, sino la mayor fábrica de melómanos que haya visto jamás la humanidad. Quienes ya lo saben, llevan ventaja. Los demás: únanse a nosotros o despejen el camino.

Deja un comentario